Saltar al contenido

10 mejores juegos para aprender a leer

junio 20, 2019
Juegos para aprender a leer

Aprender a leer puede resultar una ardua tarea para un niño. Pero si te lo propones, se convierte en una divertida actividad que compartir con tu hijo. Una de las mejores formas de hacerlo es jugando.

Leer y escribir son la base de todo el conocimiento que se va a adquirir a lo largo de la vida. No sólo se trata de unir letras y comprender el significado de las palabras, sino de aprender a asociar conceptos e ideas para después otorgarles diferentes interpretaciones. Por eso, es fundamental que el niño sepa desde pequeño que estudiar y jugar no son incompatibles.

Por tanto, si buscas juegos y ejercicios para aprender a leer, estás en el sitio adecuado. Los niños necesitan desarrollar habilidades cognitivas desde pequeños, así que aquí puedes encontrar multitud de propuestas para aplicarlas y así introducirlos poco a poco en el proceso del aprendizaje.

Juegos para aprender a leer

Hay muchas opciones dentro de los juegos para aprender a leer, las posibilidades son infinitas, tanto como tu imaginación y la de tu hijo os permitan. Este repaso por los más famosos te dará diferentes ideas que podrás llevar a cabo o incluso adaptar a tus propias necesidades.

Letras en la comida

Incluir letras en la comida de los niños es una manera divertida que puede despertar su curiosidad. Así, mientras se alimenta, aprende algunas letras fáciles de representar a través de los alimentos.

¿Cómo se juega? Cuando le sirvas el plato, crea formas de letras con los ingredientes. De este modo, tendrá que averiguar de qué letra o palabra se trata, y a medida que se las vaya comiendo, podrá ir formando palabras diferentes.

Veo, veo

Éste es el clásico juego que todos conocemos y al que hemos jugado alguna vez. Sin embargo, podemos añadir una variante para que, además de entretener, sirva para aprender a leer y escribir.

¿Cómo se juega? El niño deberá elegir una palabra de algo que vea en su entorno. Deberá saber por qué letra empieza ese objeto para decir aquello de “empieza por la…”. Si vas más allá y le pides que escriba la palabra para después enseñarla a los demás participantes, aumentas el interés y asocia la palabra con el objeto.

Identificar mayúsculas y minúsculas

Es importante que sepa desde un principio las diferencias entre mayúscula y minúscula y que, además, sepa qué palabras se escriben con una y con otra. Este juego es para un niño que ya lleve cierto tiempo practicando la lectura.

¿Cómo se juega? Cuando ya sepa leer y escribir con menos dificultad, puede desarrollar su creatividad con colores. Dale un cuento y rotuladores. Déjalo que busque las mayúsculas y que las coloree como quiera. Pídele que las rodee con un círculo o con un cuadrado, que distinga los nombres propios, los inicios de las frases, incluso que haga dibujos a los lados. Así, podrá asociar en el futuro los colores con las mayúsculas y minúsculas y recordarlo cuando le toque aplicarlo en algún texto.

Colorear el dibujo

Este juego sirve para fomentar en el niño una asociación entre imagen y palabra, y que también participe en la creación de dicha imagen.

¿Cómo se juega? Escribe en una hoja una lista de palabras que pueda identificar. Tendrá que buscar en un dibujo los objetos que aparezcan de esa lista, y colorearlos. O también, simplemente, dibujarlos en un folio en blanco.

4 en raya

Conocemos el 3 en raya al que hemos jugado todos. Podemos darle un nuevo enfoque y conseguir que dicho juego suponga entretenimiento y aprendizaje a la vez.

¿Cómo se juega? Dibuja un cuadrado con cuatro filas y cuatro columnas. El juego consiste en escribir letras por turnos en cada casilla hasta conseguir formar una palabra. En principio, con cuatro letras será suficiente, pero a medida que vaya aprendiendo, puedes aumentar la dificultad colocando más filas y columnas para formar palabras de 5 o 6 letras.

Bingo de las palabras

En este caso utilizaremos el clásico Bingo que hemos jugado siempre con números pero lo cambiaremos por letras.

¿Cómo se juega? Crea tarjetas con letras y palabras. En vez de números, canta letras que el niño pueda ir tachando hasta completar líneas y tarjetas. Como premio final puedes darle algún regalo que le guste para motivarlo a seguir jugando.

Letras con las manos y el cuerpo

Este juego está más enfocado a niños más pequeños que estén aprendiendo las primeras letras. Es muy interesante puesto que aumenta la psicomotricidad y la actividad física del niño.

¿Cómo se juega? Se trata de representar las letras, tanto en su forma minúscula como mayúscula, con el cuerpo, haciendo formas con los brazos y las piernas. Además, puedes proyectar sombras en la pared para que el niño vea mejor las formas que estáis creando.

Canciones

Las canciones son los clásicos métodos utilizados para enseñar cosas a los niños: letras, palabras, números… En este caso, aprender el abecedario con música aumenta la facilidad de memorizarlo.

¿Cómo se juega? Este juego es muy sencillo. Se trata de aprender el abecedario al mismo tiempo que aprende la canción e incluso le añade un pequeño baile en el que represente las letras. En ese apartado es muy importante que el niño se sienta motivado, por lo que puedes recurrir a personajes de dibujos que le gusten. Aprender a leer con Peppa Pig o Mickey Mouse puede resultar muy estimulante para la mente de un niño pequeño.

Palmadas y sílabas

Una vez que sepa las letras, el siguiente paso es aprender a leer con sílabas. Para esto, puedes recurrir a juegos parecidos pero un poco más evolucionados.

¿Cómo se juega? Pinta sílabas en los dedos del niño y también en los tuyos. Combínalos de maneras diferentes y compone así diferentes palabras. Por cada sílaba da una palmada. Por ejemplo, para la palabra pelota, tendriáis que dar tres palmadas.

El cazador de letras

Se trata de un juego de búsqueda. La finalidad de esta actividad es la de aprender a distinguir las letras en sus formas mayúsculas y minúsculas y, más adelante, diferentes palabras.

¿Cómo se juega? Escribe en una hoja varias palabras. Después, tu hijo es proclamado cazador de palabras. Entonces, el niño tiene que cazar las letras que le pidas o, si está más evolucionado, las palabras o frases. Para que el juego sea más divertido, puedes disfrazar a tu hijo de superhéroe o superheroína y esconder los folios en algún espacio diferente como un parque o un bosque. El niño tendrá que encontrar las letras de una manera totalmente novedosa y se sentirá satisfecho cuando lo consiga.

Juegos para aprender a leer online gratis

Con las nuevas tecnologías, aprender a leer y escribir puede ser una actividad mucho más divertida para los niños si se usan las herramientas de forma adecuada. Los juegos online están llenos de colores, música y animaciones que llaman la atención de los niños mucho más que los juegos tradicionales. Por tanto,estos juegos para aprender en línea pueden ser un método muy eficaz . Además, encontramos múltiples imágenes para imprimir que podemos utilizar para colorear y que el niño aprenda las diferentes formas de cada letra.

Aquí tienes los portales online donde encontrarás juegos más conocidos.

  • ArbolABC. Juegos básicos para iniciarse en el mundo de las letras y las palabras. El clásico conecta los puntos pero con letras en vez de números, juegos de puzzles, de memoria, dibujos, etc.
  • Pipoclub. Hay juegos para todos los niveles, desde los más iniciados a los más evolucionados. Todos constan de audios explicativos y poseen además instrucciones para que el niño pueda jugar solo.
  • Cokitos. Se dan aquí juegos algo más avanzados, con diferentes niveles en cada juego. Recurren a la utilización de animales como personajes con los que interactuar, lo que hace más divertido el aprendizaje.
  • Vedoque. En este portal hay juegos educativos de todo tipo. Como punto fuerte, se centra en el estudio de nuevas palabras para ampliar el vocabulario y poder utilizarlas en diferentes textos.

Descargar juegos para aprender a leer gratis

Algunos de estos juegos solamente se pueden disfrutar conectados a Internet, sin embargo, hay otros que se pueden descargar. Tenemos la suerte de contar con múltiples portales que nos ofrecen tanto juegos como aplicaciones libres de descarga, y que nos facilitan el acercamiento a la lectura de los más pequeños.

Uno de estos portales es educaplanet, que desarrolla aplicaciones y juegos diferentes con el fin de estimular la educación y el aprendizaje de los más pequeños. Aquí encontrarás diferentes juegos de distintos niveles tanto para móviles como para descargarlo en tu ordenador.

Otro de los portales es malavida. Es un portal general para descargar software libre de todo tipo, pero consta de un apartado destinado a juegos educativos que cuenta con muchas opciones. Juegos para aprender a leer, diferenciar letras en sus formas, minúsculas y mayúsculas, también para ejercitar la memoria, etc. Todos son juegos para descargar gratis en el ordenador.

Si quieres ampliar aún más las oportunidades, en nuestro artículo sobre apps para aprender a leer encontrarás todo tipo de aplicaciones para iOS y Android que podrás instalar en tu móvil o ipad y jugar en cualquier momento y lugar.

Ejercicios para aprender a leer: claves para utilizarlos

Ejercicios y juegos para aprender a leer y escribir van cogidos de la mano. Como has visto, tarjetas, dibujos, colores, son herramientas fundamentales que vas a poder aplicar para agilizar el aprendizaje. A continuación, te damos las claves para utilizar estas herramientas y hacer que estos ejercicios sean mucho más productivos.

  • Herramientas: Rotuladores, folios, carpetas, cartones, envases… Utiliza lo que tengas a mano. Todo es válido a la hora de alimentar la creatividad del niño y que deje volar su imaginación. Si al mismo tiempo aprende, el objetivo del ejercicio se multiplica.
  • Imágenes: No olvides que las letras son imágenes, y que el niño tiene que memorizarlas y entenderlas. Es buena idea que las vea de diferentes formas para no resultar reiterativo y que no se aburra. Intenta siempre que asocie las letras con dibujos que pueda reconocer fácilmente.
  • Cotidianeidad: Introduce las letras en su rutina. Incorpóralas en las comidas, en su aseo, en los paseos por el parque… De esta manera no las percibirá como algo impuesto ajeno a sí mismo, sino como parte de su vida y se acostumbrará pronto a verlas.
  • Deberes: Ten en cuenta que leer y escribir forma parte de nuestro día a día, pero también de sus deberes en la escuela primaria. Los ejercicios que le manden los maestros son muy importantes y debe tomarlos en serio, por lo que debe dedicarle el tiempo necesario y tomárselo con calma.
  • Lectura: Cuando ya sabe reconocer algunas palabras, es fundamental introducir la lectura como actividad diaria. Un cuento antes de acostarse o por la tarde va a ampliar su vocabulario y sus conocimientos en general. Si además, esa lectura es compartida, leyendo ya sea con los padres o hermanos, se convierte en un momento mucho más emocional para el niño.  

Ayudar a nuestros pequeños a aprender a leer y escribir puede ser una experiencia inolvidable y también complicada. Por esto, recurrir a todas las herramientas que tengas a tu disposición te supondrá un gran apoyo. No olvides que el aprendizaje comienza aquí, pero continua el resto de sus vidas y, por tanto, los juegos que utilices hoy, los recordará mañana.